Los interruptores de flujo Dwyer V6 son sorprendentemente compactos. Están diseñados para monitorear líquidos, gases o flujos de aire. Su operación es simple y confiable, sin conexiones mecánicas, ya que la interrupción es actuada magnéticamente. Está construido para aguantar la intemperie y es a prueba de explosiones. Consta de dos piezas: la conexión a tubería donde pasa el fluido y la sección de monitoreo. Por lo tanto, es muy sencillo reemplazar la sección de monitoreo sin necesidad de desconectar toda la unidad de la tubería.