Las válvulas desairadoras sirven para, como su nombre lo dice, permitir que se escape el aire de un flujo de líquido. El aire en una tubería puede causar problemas como mal funcionamiento de bombas y sifones, golpes de ariete, corrosión y disminución de caudal, entre otros. Las válvulas desairadoras de LD Valve están hechas de PVC gris oscuro y están disponibles en diámetros de ½ pulgada a dos pulgadas, con conexiones roscadas y bridadas.